No. No se ha demostrado la transmisión del VIH a través de la saliva